“Figuras Ocultas” es una de las estupendas películas que sigue estando en cartelera después de varias semanas con el apoyo del público; hacía tiempo que no escuchaba un aplauso en una sala de cine después de acabar la película, algo que se ha producido tras el final de “Figuras Ocultas”. Un film que cuenta, por primera vez, la historia basada en hechos reales de tres mentes privilegiadas que trabajan para la NASA pero que tienen un rasgo que las separa de todo: son tres mujeres negras. Impactantes las historias que se pueden ver en la película sobre la lucha de los derechos que la población negra llevó a cabo en los Estados Unidos, lucha que coincide con el trabajo de la NASA para poner en órbita al astronauta John Glenn.
Estas mujeres eran llamadas “Calculadoras de color”, estaban en el ala Este de la NASA, donde tenían cafeteras “de color”, baños para “mujeres de color”, comedores, autobuses, clases de enseñanza… Es una película que tiene grandes interpretaciones y que aporta un grano de arena a la historia de la lucha por la igualdad de derechos, la lucha de la mujer por reivindicar su lugar, la lucha de las mujeres negras por su derecho al trabajo, a la educación, al reconocimiento.
Me ha encantado “Figuras Ocultas” desde todos sus ámbitos, un homenaje al trabajo de tres grandes mujeres matemáticas que ha permanecido oculto hasta la aparición del libro de Margot Lee Shetterly, quien descubrió esta historia y que ahora ha sido llevada a la gran pantalla bajo la dirección de Theodore Melfi. Las tres científicas son: Katherine Johnson (Taraji P. Henson), Dorothy Vaughan (Octavia Spencer), y la ingeniera Mary Jackson (Janelle Monáe) ellas fueron tres figuras claves en esta misión de la NASA.

 

*Artículo publicado en el número 2.456 del semanario Puerta de Madrid. Alcalá de Henares. Sábado 4 de febrero de 2017.

 

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

la-ciudad-de-las-estrellas_vivir-para-contarla_monica-lopez-bordon

Después de ver “La ciudad de las estrellas” no me extraña que se haya ganado uno de los mejores lugares de la cartelera. Es una película de gran belleza, tanto en su forma como en su contenido. Una historia de amor, de sueños, de ambiciones, de trabajo…todo ello aderezado desde la más pura pasión.

La La Land es una película que se ve desde dos perspectivas: la primera es lo que vemos en la gran pantalla, esa historia de lucha de dos jóvenes que no quieren renunciar a sus sueños, Mia (Emma Stone) es una camarera que quiere ser actriz y no desiste, a pesar de ser rechazada constantemente en las audiciones y pruebas a las que asiste, nunca deja de creer en ella y en sus posibilidades. Sebastian (Ryan Gosling) es un magnífico pianista de jazz que quiere tener su propio club para tocar el jazz puro, el de cuna, el que no se puede escuchar en ninguno de los locales de moda del momento, ese es su sueño pero para logarlo le contratan como pianista en uno de los grupos de música juvenil del momento y acepta la oferta. Sebastian empieza a ir de gira en gira y Mia empieza a notar su ausencia, de pronto, cuando él está en uno de los puntos más altos de su carrera ella es contratada como actriz principal para rodar su primera película en París. Aquí empieza la segunda lectura de la película: la lectura entrelíneas, todo lo que su director, Damien Chazelle, nos cuenta sin contarnos. Un final para pensar, aceptar, renunciar o afirmar, como la vida misma, dos seres humanos librando sus propias batallas…

“La ciudad de las estrellas” es una película que ha enamorado al público por su inmensa interpretación, su historia a modo del Hollywood de antaño, su guiño al cine, al jazz, al amor, a la realización de los sueños y al destino.

 

*Artículo publicado en el número 2.455 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 28 de enero de 2017. Alcalá de Henares.

 

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

La-Calle-Great-Jones_DonDeLillo_vivir-para-contarla_monica-lopez-bordon

Descubrir a Don DeLillo con el libro “La calle Great Jones” ha sido un viaje fascinante. Esta novela fue escrita en 1973 y ha sido inédita en España hasta su primera traducción en 2013. La Editorial Seix Barral la ha publicado dentro de su colección de Biblioteca Formentor al igual que otras novelas del autor como “Cero K.”, “Punto Omega”, El hombre del salto”, “Fin de campo” o “Ruido de fondo”, entre otras.

Basada en el rock and roll, la vida en la calle, el vecindario y lo cotidiano DeLillo hace un retrato de la América de los años sesenta y setenta mezclando el arte, los negocios, la música y la vida desde el punto de vista urbano.“Bucky Wunderlick es una estrella de rock en la cúspide de su carrera. En medio de una gira, y harto de un éxito en el que ya no cree, decide abandonar a su banda y refugiarse en un apartamento de la calle Great Jones, en Manhattan. Pero su exilio no resulta como esperaba, y su paz se ve continuamente truncada por todo tipo de visitas: periodistas en busca de una exclusiva, agentes musicales ávidos de material inédito, e incluso por los miembros de una misteriosa comuna agrícola que quieren implicarlo en el comercio de una nueva droga”.

Sobre este argumento Don DeLillo traza una impactante historia que sorprende al lector cada poco. Planteada en 26 capítulos es una conversación permanente, tanto interior del propio protagonista y exterior con la realidad. Su cercanía con la vida de la ciudad y con la música hace que se identifiquen detalles que nos acercan a cosas conocidas y que, en la propia historia, el lector termina apropiándoselas.

 

*Artículo publicado en el número 2.454 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 21 de enero de 2017. Alcalá de Henares.

 

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

gloria-fuertes_aconsejo-beber-hilo_vivir-para-contarla_monica-lopez-bordon_poesia

Nuestra maravillosa Gloria Fuertes además de escribir poesía infantil llegó a la plenitud de su vida escribiendo con singularidad poesía para adultos que, quizás por las circunstancias, ha pasado más desapercibida ante los ojos de los lectores. La editorial Torremozas publicó en el año 2004 uno de los mejores libros de la poeta titulado “Aconsejo beber hilo” y donde recoge poemas de su madurez y de un estilo diferente al de su trayectoria poética, eso sí, manteniendo toda la esencia que caracteriza la obra de Gloria Fuertes.

Escribe en el poema “He bebido agua”: <<He bebido agua y no era eso lo que quería. ¿Habéis probado a escribir en las paredes mientras os besan? ¿Y a tener celos del siglo pasado? Cuando esto y otras cosas os sucedan, seguro es que amaréis como pastores. Enseñadme a mirarlo cuando haya gente delante, no sé si podré disimular entonces. Déjate de canciones esta noche, es mejor que apaguemos la luz y encendamos la lumbre. Se puede ser feliz quemándote los ojos, y con un miedo a quedarte debajo del olivo, y se puede nacer un buen día de nuevo, tan sólo con que alguien se aprenda tu apellido. ¡Oh que cosa tan tonta querer morir cantando, querer pescar pelusas en vez de dormir noches! No hay ángeles, que hay sólo sus manos en mi vida>>.

Gloria Fuertes es una poeta que ama la sencillez y la sencillez en la escritura, como en tantas otras cosas de la vida, es algo muy difícil de conseguir. Ha sido un placer volver a encontrarme, de nuevo, con este libro de Gloria Fuertes… Escribe en “Si mi corazón”: <<Si mi corazón fuese un racimo. ¡Qué vino daría mi corazón! Si tu bebieras ese vino perderías también la razón, se subiría mi corazón a tu cabeza, y te daría por besarme. ¡Besarme tú! ¡Lo más!>>. ¡Felices fiestas, feliz Navidad!

*Artículo publicado en el número 2.451 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 24 de diciembre de 2016. Alcalá de Henares.

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

bajas-presiones_azahara-alonso_vivir-para-contarla

He tenido la oportunidad de conocer a Azahara Alonso y además de un gran descubrimiento como persona, que es excepcional, tiene un compromiso con la literatura, con la poesía y con la escritura que enriquece todo aquello que está cerca de ella.

Acaba de publicar su primer libro: “Bajas presiones”; un libro de aforismos publicado por la editorial Trea y que comienza con un verso de Rainer Maria Rilke: “¿Quién habla de victorias? Sobreponerse es todo”.

Sobre esta frase de Rilke Marta Agudo escribe la parte final del brillante prólogo de “Bajas presiones”: (…) De este modo, y con la cita de Rilke nos ubicamos fuera de los discursos triunfantes y concluidos, fuera de cualquier sistema filosófico que no se formule a modo de iluminación. Destellos personales en los que, como dije antes, conviven la inspiración greguerística, el humor negro, la reflexión social o una veta de persistente desengaño. Una voz, en fin, madura, sin miedo a ahondar en las cicatrices del ser humano y con clara voluntad literaria. Valgan para ir haciendo boca ejemplos como <<Escribimos porque no tenemos respuesta>>, <<Nos despertamos despeinados porque el tobogán del sueño nos alborotó el pelo>>, <<El dinero es el ademán de los héroes sin gesta>>, <<Todas las casas en las que he vivido mantienen mi hueco en el centro del aire>>, <<Eva inventa la filosofía. Adán la política>>, <<No hay mejor adhesivo que la enfermedad>> o <<Si uno ha gozado del perdón, sabrá que errar es divino>>. Erremos pues por las páginas de “Bajas presiones” y perdámonos en su decir inteligente”.

Azahara Alonso es muy sutil en cada aforismo que deja escrito, un libro delicioso para leer seguido, de una vez y que nos llegue cada idea para pensar, dudar, reírnos, negar o afirmar pero, sobre todo, para disfrutar.

*Artículo publicado en el número 2.450 del Semanario Puerta de Madrid. Sábado 17 de diciembre de 2016. Alcalá de Henares.

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

don-juan-un-musical-a-sangre-y-fuego-vivir-para-contarla_monica-lopez-bordon

Don Juan Tenorio está de enhorabuena, la obra que publicó José Zorrilla en 1844 y que en Alcalá de Henares se representa al aire libre desde hace más de treinta años coincidiendo con el 1 de noviembre llega ahora en forma de musical en el Teatro de la Luz Philips Gran Vía. “Don Juan, un musical a sangre y fuego” tiene escenas apoteósicas, sobre todo las del final, magníficas.

Divertido, original, atrevido y sin miedo alguno así han trabajado este proyecto Antonio Calvo, compositor de este espectáculo, Alejandro García, en la producción, Ignacio García desde la dirección artística que junto a Julio Awad, Eloise Kazan, Miguel Brayda y Lluís Juste de Nin (dirección musical, vestuario, escenografía y dirección creativa de vestuario) han logrado hacer una obra musical que levanta al público del asiento sin dejar de aplaudir. Tengo que reconocer que mi expectación ante las primeras escenas no me dejaba indiferente ante ningún detalle hasta la aparición en escena de Doña Inés, impecable, impactante y de una belleza indescriptible. El ritmo del musical desde ese momento cambia de una manera increíble, divido en dos actos el musical es fiel a la obra de José Zorrilla y nos ofrece todos los guiños y momentos clave de esta historia. En este caso la interpretación de Doña Brígida y del Comendador también son de lo mejor de esta apuesta que brilla con luz propia.

Toni Bernetti es el actor que da vida a Don Juan Tenorio, Estíbaliz Martyn es Doña Inés, Gonzalo Montes es El Comendador y Patricia Clark es Doña Brígida, todos ellos junto a Butarelli, Ciutti, Don Luis Mejía, Doña Ana de Pantoja… nos ofrecen una versión musical del Don Juan digna de ver y disfrutar. Un excelente plan para estas Navidades.

*Artículo publicado en el número 2.449 del Semanario Puerta de Madrid. Sábado 10 de diciembre de 2016. Alcalá de Henares.

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

el-monstruo-ama-su-laberinto-charles-simic-aforismos

“El monstruo ama su laberinto” es uno de los libros más bonitos del poeta Charles Simic. Nacido en Belgrado pero residente en Estados Unidos desde los veinte años, está considerado como uno de los mejores poetas contemporáneos en lengua inglesa.

La editorial Vaso Roto ha publicado este libro traducido por Jordi Doce y con un magistral epílogo de Seamus Heaney que nos introduce de lleno en el mundo poético de Simic, tan particular, tan original. Escribe el poeta sobre la poesía: “El destino del poeta es el destino del alma en cada hombre y en cada mujer”; “Un poema es un lugar donde se descubren afinidades. La poesía es una manera de pensar por medio de afinidades”; “Los últimos cien años de historia literaria prueban que hay un gran número de formas contradictorias pero igualmente exitosas de escribir un poema. ¿Qué tienen Whitman, Dickinson, Rimbaud, Yeats, Williams y Stevens en común? Mucho, y al mismo tiempo nada”.

Simic se mueve como pez en el agua entre el aforismo, la poesía, la prosa, el ensayo, la filosofía y el pensamiento, todo ello aderezado con un gran sentido del humor que, en muchas ocasiones, se lleva la sonrisa del lector. Escribe Seamus Heaney sobre Simic: “Inmensa confianza creativa, bufonesca y elegante. El acento de Simic es único dentro de la poesía americana contemporánea. Sus imágenes tienen un don asombroso para abrir un camino interior hacia una conciencia mítica latente, y a la vez otro exterior hacia el mundo”. Simic afirmaba que “la poesía nos da la experiencia del ser y el poema es un fragmento de tiempo hechizado por la totalidad del tiempo”, ese tiempo es el que nos permite disfrutar en cada uno de sus versos, todos, de alguna manera u otra, involucran al lector, le invita a pensar.

*Artículo publicado en el número 2.446 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 19 de noviembre de 2016. Alcalá de Henares.

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

confesiones-dulce-maria-loynaz-vivir-para-contarla-monica-lopez-bordon

Si algo podemos afirmar con certeza es que la vida nunca deja de sorprendernos. Una gran sorpresa fue para el periodista Aldo Martínez Malo que la poeta Dulce María Loynaz contestara a una de sus cartas abriendo así una amistad que duró durante toda la vida de la escritora. Dulce María Loynaz es uno de los referentes de la literatura cubana y ganó el Premio Miguel de Cervantes en 1992. Los que la conocieron destacan de ella su sencillez y cercanía, características que deja patente en toda su obra poética, de la que ella se encargó personalmente en hacer pública para todos sus lectores.

En el libro “Confesiones de Dulce María Loynaz” Aldo Martínez Malo publica una serie de conversaciones que mantuvo con la poeta en distintas ocasiones y que nos muestran a Dulce María en estado puro, su opinión sobre la poesía, la escritura, la política, la vida… Desde la primera vez que Aldo Martínez ve a Dulce María Loynaz hasta que se pone en contacto con ella pasaron 20 años, eso sí, la amistad que vino duró el resto de sus días. Así comienza el prólogo de estas confesiones: “La primera vez que vi a Dulce María Loynaz fue a la entrada del Ateneo de La Habana, en enero de 1953, junto a Gabriela Mistral. Sin proponérmelo establecí un paralelo entre las dos: Gabriela alta, severa, distante; Dulce María frágil, refinada, femenina desde la castaña cabeza hasta el corte del vestido (…) Mis relaciones con la autora de “Poemas sin nombre” no se iniciarían hasta diciembre de 1971. Le escribí una carta sin esperar respuesta. Pero ésta llegó pasados quince días, conmovedora en su sencillez…”.

Una de las preguntas que le hace Aldo es: Cuando termina de escribir, ¿qué hace? Y ella responde: “Lo primero que hago es ver qué palabras sobran para quitarlas. Y eso hay que hacerlo pronto para no encariñarse con ellas”. Dulce María Loynaz, una bellísima luz en la poesía.

*Artículo publicado en el número 2.445 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 12 de noviembre de 2016. Alcalá de Henares.

 

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

la-ciudad-la-piel-de-la-vida-karmelo-iribarren_vivir-para-contarl

“La ciudad” es una antología poética de Karmelo C. Iribarren publicada por la editorial Renacimiento. Una poesía que se mueve entre el aforismo y todo lo poético que conlleva, este género si es que puede considerarse como tal. Según la RAE, aforismo significa: “Máxima o sentencia que se propone como pauta en alguna ciencia o arte”.

Entre otras definiciones podemos encontrar la de Manuel Neila: “La cualidad más destacada de la escritura aforística moderna es, sin duda, su carácter poético. De hecho, la subjetivación y la fragmentación del pensamiento son rasgos esencialmente poéticos. A todo ello cabe añadir el empleo frecuente de un lenguaje con cualidades propias del discurso poético: un lenguaje sustancial y figurativo que no se separa de su objeto”; y también la de Umberto Eco: “No hay nada menos definible que un aforismo”.

Partiendo de estas bases lo que sí podemos establecer claramente es que el aforismo es un género de precisión, entre el ensayo y la poesía y exige, entre otras cosas, la implicación del lector. El aforismo permite jugar con el lenguaje, busca las palabras precisas. En “La ciudad” de Karmelo C. Iribarren el lector disfruta de este juego desde el principio hasta el final, sin lugar a dudas un libro de deliciosa lectura y que aporta otra dimensión poética a esa ciudad nuestra en la que nos movemos cada día y pasan tantas cosas que vemos y que, otras veces no vemos.

Desde una conversación en una cafetería a una tarde de otoño en el parque, una tormenta de verano, un área de descanso, la madrugada, una reserva de hotel, la vida, la lluvia o el amor… “El amor, / ese viejo neón/ al que aún/se le encienden/ las letras”. Me ha encantado descubrir “La ciudad” de Karmelo C. Iribarren.

monica-lopez-bordon_poesia-vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

*Artículo publicado en el número 2.444 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 5 de noviembre de 2016. Alcalá de Henares.

cavafis-amor-por-grecia-y-roma_vivir-para-contarla_monica-lopez-bordon

Cavafis es uno de los escritores y poetas griegos más importantes de la literatura, destacó en su vida por su discreción poética ya que su obra se conoció verdaderamente después de fallecer. Es un autor muy versátil y tocó diferentes temas a lo largo de su trayectoria como quedan recogidos en la antología de Alianza Editorial: el destino, la identidad, la soledad, la vejez, el mundo greco-romano, homérico, la estética o poemas eróticos, entre otros.
Fue un gran amante de la cultura griega y latina, algo que dejó plasmando en tantos poemas que nos hacen viajar a una cultura del mundo clásico, por ejemplo, de la mano de Homero, y que Cavafis describió tan bien y con tanta pasión.

Un homenaje a la mitología que podemos leer en “Troyanos”, “Deslealtad”, “Las exequias de Sarpedón” o “Los corceles de Aquiles”. Cavafis modernizó la poesía de la época influenciado por poetas franceses lo que le permitió escribir una poesía sin excesos retóricos, como era habitual en aquellos momentos.

Escribe Pedro Bádenas sobre Cavafis: “El lector puede sentir que Cavafis no es el inventor de una Alejandría mítica o el autor de un retablo estético-histórico del helenismo o el escritor que desafía convencionalismos por tratar temas eróticos, sino un verdadero creador de emociones artísticas sobre el problema de la inestabilidad de los valores y juicio humanos”.

En esa claridad tenemos los versos de su poema “Mar de mañana”: Voy a parame aquí. /Voy a ver yo también un poco de la naturaleza./ De un mar de mañana y de un cielo sin nubes/el malva reluciente y la orilla amarillenta; todo/ bañado de hermosa y clara luz…

monica-lopez-bordon_poesia_vivir-para-contarla

Mónica López Bordón

 

*Artículo publicado en el número 2.443 del semanario Puerta de Madrid. Sábado 29 de octubre de 2016.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies